Los niños, víctimas ...

... silenciosas de agresión - Dra. Yolanda Alderete – Psicóloga »

Dra. Yolanda Alderete – Psicóloga

Los niños pueden ser víctimas silenciosas de violencia dentro del seno de familiar, en las calles, o por parte de otros niños con quienes asisten en colegios e instituciones. Constituye uno de los problemas más graves que actualmente afectan a la infancia. En Paraguay, según un estudio realizado por el MSPBS y UNICEF, más del 52% de los niños sufren agresiones tanto físicas como psicológicas.

DISTINTAS FORMAS DE AGRESIÓN

No sólo el daño físico a través de golpes implica agresión hacia un niño. La violencia también puede ocultarse en una frase áspera, una mirada fría, un pellizco, un empujón, un apretón de mano o brazo, con intimidaciones habladas cerca del oído para que nadie pueda oír, a través de la falta de atención o del maltrato psicológico.

¿POR QUÉ RAZÓN LA VIOLENCIA PERMANECE OCULTA?

En ocasiones, los niños se sienten incapaces de denunciar los actos de violencia por miedo a las represalias de su agresor. Puede ocurrir también que se normalice la situación, es decir, que ni la víctima ni el agresor vean nada malo o inusual en estas prácticas, o que ni siquiera piensen que estos actos agresivos constituyen algún tipo de violencia, y los consideren más bien como castigos justificados y necesarios.

Puede también que el niño maltratado se sienta avergonzado o culpable, pensando que se trata de un castigo merecido. Esto es a menudo la causa de que el niño se muestre reticente a hablar sobre ello.

ORÍGENES DE LA VIOLENCIA

La violencia es omnipresente en la sociedad en la que los niños crecen. La ven en los medios de comunicación, y forma parte de las normas culturales y sociales que configuran el entorno del niño.

La violencia tiene sus raíces en cuestiones como:

  • Las relaciones de poder asociadas al género.
  • La exclusión de cualquier tipo (económico, social, etc.).
  • La ausencia de protección por parte de un tutor adulto.
  • La falta de reglas sociales que protejan o respeten a la infancia.
Los niños, víctimas silenciosas de agresión

Otros factores pueden ser: el consumo de drogas, el fácil acceso a armas de fuego, el consumo de alcohol, el desempleo, la delincuencia, la impunidad y el encubrimiento.

CONSECUENCIAS
  • La agresión puede tener consecuencias graves para el desarrollo del niño.
  • En casos extremos resulta en lesiones físicas de gravedad o incluso la muerte.
  • También puede afectar su capacidad de aprendizaje y voluntad de ir a la escuela.
  • Destruye la autoestima de los niños y puede imposibilitarles ser unos buenos padres en el futuro.
  • Los niños que padecen violencia son más proclives de adultos a la depresión y al suicidio.
IMPORTANTE: Toda persona que sea testigo o tenga conocimiento de un hecho de maltrato físico, psíquico, abandono, así como de abuso sexual en niños, está obligada a realizar la denuncia correspondiente, inmediatamente.
Seguinos en Facebook

revista