¿Qué son las lentes ...

...refractivas intraoculares ICL?


Este tipo de lentes está desarrollado para los pacientes en quienes los láseres convencionales no están indicados, como por ejemplo las miopías de más de 6.00, miopía e hipermetropía con astigmatismo, astigmatismo, córnea fina, pupilas grandes, queratocono estable y ojo seco.

Este tipo de lente se implanta por una pequeña entrada en la córnea (la parte transparente del ojo) y cicatriza rápidamente. Es un procedimiento no doloroso, la cirugía dura de 15 a 30 minutos y pasada algunas horas el paciente abandona la clínica. La recuperación visual es rápida.

Efectos positivos de implantarse ICL: - La ICL es invisible. Su comportamiento es similar al de una lente de contacto, pero su posicionamiento en el interior del ojo la hace invisible, tanto para el paciente como para su entorno. Ni se ve ni se siente, solo se disfruta de la nueva calidad de visión. - La ICL también corrige la miopía o hipermetropía con astigmatismo asociado. Con una sola lente puede corregir su miopía o hipermetropía y su astigmatismo. Cada lente se fabrica de forma personalizada. - La ICL absorbe los rayos Ultravioleta (UV). - La técnica ICL es reversible. La lente está pensada para permanecer indefinidamente en el ojo, pero si fuera necesario, se puede retirar sin dañar las estructuras del ojo. - Alta satisfacción del paciente: la ICL proporciona una altísima calidad de visión “de alta definición”, en un procedimiento preciso y predecible. - La ICL mejora la agudeza visual y aumenta la calidad de la visión.

Seguinos en Facebook

revista