Enfermedades prevenibles ...

... con el lavado de manos - Dr. Hernán Rodríguez – Esp. en Medicina Interna e Infectología »

Según la OMS, cada año mueren en el mundo alrededor de 3.500.000 niños, debido a enfermedades prevenibles y más de 1.500.000 niños fallecen anualmente a causa de la diarrea, siendo ésta la segunda causa de muerte más común a nivel mundial, luego de la neumonía. El lavado de manos es la medida preventiva más eficaz, efectiva y económica para evitar más de 200 enfermedades.

ALGUNAS ENFERMEDADES PRODUCIDAS POR MALA HIGIENE DE LAS MANOS

  • Enfermedades respiratorias: el resfriado común, así como los distintos tipos de influenza, pueden evitarse si se lavan las manos, ya que se eliminan los microorganismos que causan estas enfermedades.
  • Diarrea: miles de personas mueren al año a causa de enfermedades diarréicas que se contagian por no lavarse las manos.
  • Hepatitis A: se transmite vía fecal-oral.
  • Fiebre aftosa: causada por un virus, muestra por lo general ampollas en la boca, en las palmas de las manos y plantas de los pies. Se transmite por la ingestión de alimentos o bebidas contaminadas con contenido fecal.
  • Shigelosis: infección bacteriana que muestra señales de su aparición con diarrea, calambres abdominales y fiebre. Se trata de una bacteria muy fácil de transmitir por la ingestión de alimentos manipulados por otras personas con la bacteria.
  • Giardiasis: enfermedad parasitaria del intestino que presenta síntomas que van desde gases hasta diarrea severa. La recomendación es un lavado de manos luego de cambiar pañales, para evitar el contagio.
  • Gastroenteritis: infección del estómago y del intestino delgado que puede contraerse por virus o bacterias. Éstas infecciones pueden ser muy leves o graves y generalmente se manifiestan con diarrea, dolor estomacal tipo cólico, náuseas, vómitos y a veces fiebre.
  • Conjuntivitis: comienza en un ojo, pero puede contagiarse al otro. No sólo al compartir toallas y almohadas puede contagiarse, sino al tocarse los ojos con las manos sucias o mal lavadas.
  • Amigdalitis: infección bacteriana responsable de ocasionar la inflamación aguda de las amígdalas. Se puede adquirir tocando superficies que han sido contaminadas. Puede estar acompañada de fiebre, dolor de cabeza, erupciones, diarrea o vómito, especialmente en los niños más pequeños.

ADQUIRIR EL HÁBITO DEL LAVADO DE MANOS DESDE PEQUEÑOS

Enfermedades prevenibles con el lavado de manos

Tan pronto como sea posible, ocúpese de que su hijo adquiera el hábito de lavarse las manos bien y con frecuencia. Su hijo está expuesto a las bacterias y los virus durante todo el día: al tocar a un amigo, al compartir juguetes o al acariciar a la mascota. Una vez que sus manos recogen estos gérmenes, puede infectarse rápidamente si: se frota los ojos, se toca la nariz, se pone los dedos en la boca. Todo ese proceso puede suceder en segundos y causar una infección que puede durar varios días, semanas o incluso más tiempo.

CUÁNDO LAVARSE LAS MANOS

Lavarse las manos puede evitar que se propague la infección. La clave es que usted lo realice y aliente a sus hijos a lavarse las manos durante de todo el día. Por ejemplo, ayúdelo a lavarse las manos o recuérdele que lo haga: antes de comer (incluidos los refrigerios o meriendas), luego de ir al baño, cuando entre a la casa luego de jugar al aire libre, luego de tocar a un animal, luego de estornudar o toser si se cubrió la boca con las manos, cuando algún miembro de la familia está enfermo.

PASOS PARA LAVARSE LAS MANOS CORRECTAMENTE

  • Mojar las manos.
  • Aplicar jabón en barra limpio o jabón líquido en una mano.
  • Lavar profusamente ambas manos, uñas y espacios entre los dedos.
  • Enjuagar bien.
  • Secar rápidamente, preferentemente con una toalla de papel.
  • Cerrar la llave del grifo con la misma toalla.
  • Abrir la puerta, utilizando la misma toalla para tocar el picaporte.
  • Desecharla en un lugar seguro.
  • El lavado de manos con agua y jabón, no debe durar menos de 40 segundos.
Seguinos en Facebook

revista