Diagnóstico y ...

... tratamiento de la EPOC - Prof. Dr. Luis Montaner - Neumólogo - Tel.: 665068 / (0981) 889-688 »

¿Qué es la EPOC?

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), es una enfermedad frecuente, prevenible y tratable, que se caracteriza por síntomas respiratorios persistentes y una limitación del flujo aéreo, debida a alteraciones de las vías aéreas o del tejido pulmonar; que están generalmente causadas por exposiciones significativas a gases o partículas nocivas.

¿Cuáles son las principales causas de la EPOC?

El factor de riesgo más importante es el tabaquismo, también factores ambientales, como exposiciones crónicas a humo de leña, vapores, gases nocivos; y ciertos factores genéticos como el déficit de alfa-1 antitripsina.

¿Cuándo debemos pensar en esta enfermedad?

Debe considerarse el diagnóstico en todo paciente con factores de riesgo, como el tabaquismo, que presente falta de aire, tos y/o producción de expectoración de manera persistente.

¿Cómo se establece el diagnóstico?

Para establecer el diagnóstico se requiere de una espirometría, que es una prueba de función pulmonar sencilla, en la que el paciente realiza maniobras respiratorias controladas; con esta prueba se evalúa fundamentalmente la presencia de obstrucción en las vías aéreas. Otras pruebas funcionales incluyen la medición de la capacidad de difusión de monóxido de carbono (DLCO), que nos informa acerca del estado del tejido pulmonar (enfisema); el estudio de volúmenes pulmonares, a fin de determinar si existe atrapamiento aéreo y/o hiperinsuflación, además, estudios de como la Rx de tórax o tomografía de tórax de alta resolución.

Diagnóstico y tratamiento de la EPOC

¿Cómo evaluamos a un paciente con EPOC?

Los objetivos de la evaluación consisten en determinar la gravedad de la enfermedad, sus repercusiones en el estado general, el riesgo de eventos futuros, (como exacerbaciones, hospitalizaciones, muerte) y la presencia de comorbilidades, que son otras enfermedades asociadas como; cardiopatías, trastornos respiratorios del sueño, depresión, etc., que pueden afectar el pronóstico y precisan un tratamiento adecuado.

¿Cuál es el tratamiento?

Una de las medidas más importantes que influyen en el pronóstico y sobrevida es el abandono del tabaco, la actividad física regular es fundamental y forma parte de la rehabilitación respiratoria. La farmacoterapia se basa en el uso de broncodilatadores, que deben ser inhalados, existen de diferentes tipos (tiotropio, salmeterol, formoterol, olodaterol) y se pueden combinar para lograr mejoría de los síntomas. También pueden utilizarse los corticoides inhalados (fluticasona, budesonida), inhibidores de la fosfodiesterasa 4 (roflumilast), y la oxigenoterapia crónica domiciliaria en el caso en que estén indicados.

Las vacunas antigripal y antineumocóccica también son muy importantes, a fin de evitar las exacerbaciones.

Seguinos en Facebook

revista