Cómo recuperar el hueso ...

... como alternativa para los implantes dentales - Dra. Rocío Distéfano – Odontóloga, Esp. en Implantes y Ortodoncia »

La colocación de un implante dental es actualmente la solución más predecible para paliar la pérdida de piezas dentarias a cualquier edad.

Los implantes dentales son, hoy por hoy, la mejor manera de sustituir la dentición natural perdida o muy deteriorada. Ofrecen grandes ventajas, pero también pueden registrar complicaciones que hay que estar preparados para solucionar.

Se trata de una intervención quirúrgica sencilla que se efectúa con anestesia local en nuestras consultas, o con sedación con la supervisión de un médico anestesista, y de la que se pueden beneficiar pacientes adultos de cualquier edad. Además, si las circunstancias son óptimas, se pueden aplicar técnicas guiadas por ordenador que permiten una disminución del tiempo de intervención y mayor exactitud a la hora de posicionar el implante.

Métodos alternativos de reposición de hueso

En caso de que el paciente carezca de la altura o espesor óseo necesario para poder situar un implante, existen diversos procedimientos:

  • Injerto óseo con hueso artificial o propio: El injerto de hueso es un procedimiento quirúrgico que reemplaza el hueso faltante a fin de reparar las fracturas óseas que son extremadamente complejas, que representan un riesgo significativo para la salud del paciente, o no se curan bien. El hueso generalmente tiene la capacidad de regenerarse completamente, pero requiere un espacio muy pequeño de fractura o algún tipo de andamio para hacerlo. Los injertos óseos pueden ser autólogos (hueso de la cosecha del propio cuerpo del paciente, a menudo de la cresta ilíaca), o sintética (a menudo de sustancias de hidroxiapatita u otros de origen natural y biocompatible) con similares propiedades mecánicas al hueso.
  • Implantes cigomáticos:Tratamiento innovador que permite ofrecer un gran número de ventajas a los pacientes con poco hueso con atrofia ósea del maxilar superior. Esta situación suele darse a menudo en personas que han perdido los dientes a muy temprana edad o que han llevado dentadura postiza durante mucho tiempo. Este tipo de implantes son más largos que los implantes convencionales, miden entre 35 y 55 mm de largo. El hueso cigomático (pómulo) presenta unas condiciones óseas muy favorables, consiguiendo una buena estabilidad primaria del implante en todos los casos.
    Colocando los implantes en el hueso cigomático eliminamos la necesidad de realizar injertos óseos. Además, como ventaja presenta que el mismo día de la intervención se coloca una prótesis fija sobre los implantes, lo que supone que no se pierda la estética y la función del paciente.
  • Elevación de seno: La elevación del seno maxilar es una técnica quirúrgica que permite el aumento de hueso en la arcada superior, con el objetivo de obtener una base ósea adecuada en la que se pueda colocar implantes osteointegrados, en aquellos casos en que la consistencia del hueso no lo permite.
  • Transposición de nervio dentario: Esta técnica se ideó para solventar los casos de elevada reabsorción en la mandíbula. Básicamente consiste en retirar provisionalmente el nervio dentario inferior del canal mandibular para insertar los implantes aprovechando la máxima altura mandibular y anclarlos a la basal mandibular, respetando el nervio.
  • Distracción alveolar:La distracción osteogénica alveolar (DOA) es un método alternativo para la reconstrucción de rebordes alveolares atróficos que ofrece un resultado previsible y que disminuye el tiempo de espera entre la reconstrucción del reborde alveolar atrófico y la colocación de los implantes óseointegrados, en comparación con los métodos tradicionalmente utilizados.
    Los procedimientos se realizan bajo anestesia local y sedación consciente, comenzando la activación del dispositivo a los 7 días posteriores a la instalación, con un patrón de activación de 1 mm diarios hasta alcanzar la altura ósea deseada. Posteriormente se aguardan 10 semanas como parte del período de consolidación ósea y se realiza la colocación de los implantes óseointegrados y local y el retiro del dispositivo de distracción, pudiéndose comprobar clínica y radiográficamente la ganancia de la altura y volumen óseo necesario para la rehabilitación por medio de implantes.
  • Cómo recuperar el hueso como alternativa para los implantes dentales
  • Implantes cortos:Cuando hablamos de implantes cortos nos referimos a implantes con longitudes menores. Un implante corto es aquel que está por debajo de los 10 mm (los estándar son 11-12mm). Podemos encontrar implantes de 6, 7 y 8 mm. Existen implantes de menos de 6 mm pero se ha de ir con cuidado. Los implantes cortos son una buena alternativa a la elevación de seno o cirugías avanzadas.

Es posible realizar estas intervenciones con formas mínimamente invasivas e incluso en personas con poco hueso disponible.

Seguinos en Facebook

revista